Fundación Botín, sembrando futuro

La Fundación Marcelino Botín fue creada en 1964 por Marcelino Botín Sanz de Sautuola y su mujer, Carmen Yllera, para promover el desarrollo social de Cantabria.

Hoy, cincuenta años después, manteniendo su principal foco en Cantabria, la Fundación Botín actúa en toda España y América Latina, y contribuye al desarrollo integral de la sociedad explorando nuevas formas de detectar talento creativo y apostar por él para generar riqueza cultural, social y económica.

Su Presidente es Javier Botín, quien ocupa el cargo tras el fallecimiento en septiembre de 2014 de su padre, Don Emilio Botín García de los Ríos, quien había sido Presidente de la Fundación desde el año 1993.

Misión

La misión de la Fundación Botín es contribuir al desarrollo integral de la sociedad, detectando y apostando por el talento creativo que hay en ella y explorando nuevas formas de generar riqueza cultural, social y económica.

La Fundación Botín desarrolla programas en los ámbitos del arte y la cultura, la educación, la ciencia y el desarrollo rural, y apoya a instituciones sociales de Cantabria para llegar a quienes más lo necesitan. También cuenta con un Observatorio de Tendencias para profundizar en el conocimiento de la sociedad y descubrir claves que sirvan para generar riqueza y orientar su desarrollo, desde donde también impulsa programas de detección y desarrollo del talento en los sectores social y público.

Su sede principal está en Santander, donde tiene una sala de exposiciones así como El Promontorio y Villa Iris, dos lugares emblemáticos de la ciudad que sirven para actos institucionales el primero, y para el desarrollo de exposiciones y talleres el segundo. Desde 2012 cuenta con una sede en Madrid para dar respuesta a las demandas más crecientes de su actividad.

El proyecto más importante de la Fundación es el Centro Botín, que se está construyendo en Santander: será un centro de arte de referencia internacional, un nuevo lugar de encuentro que dinamizará la vida de la Ciudad, y un lugar pionero en el mundo para el desarrollo de la creatividad a través de las artes.

Obra del arquitecto Renzo Piano, el Centro Botín ya está contribuyendo a la transformación urbana de Santander y a la dinamización económica y social de la Región, gracias a los nuevos espacios públicos que su construcción ha generado, así como a la colaboración de sus más de 120 voluntarios y 13.000 amigos.

1. Cuatro programas propios de acción en ámbitos estratégicos para la creación de riqueza:

  • Un programa de desarrollo Artístico y Cultural. Porque el desarrollo cultural es fundamental para el desarrollo humano, y genera también desarrollo social. Su núcleo es un programa de artes plásticas que gira en torno a los ejes de la investigación del dibujo español, la formación a través de becas y talleres, y la divulgación, con exposiciones que muestran los frutos de la formación y la investigación y permiten acercar al público de Santander la obra de artistas internacionales. También actúa para conservar el patrimonio cultural y tiene un programa de conferencias y conciertos.
  • Y tres programas de desarrollo económico:
    • Educación. La Fundación trabaja en colegios de Cantabria, Madrid, La Rioja y Navarra, y colabora con instituciones y expertos de todo el mundo para mejorar la formación de niños y jóvenes, introduciendo en el sistema educativo el desarrollo de la creatividad y de la inteligencia emocional y social. Es una apuesta por una educación que promueva el crecimiento saludable de niños y jóvenes, potenciando su talento.
    • Ciencia. Para mejorar el proceso de transferencia tecnológica desde la investigación básica a la sociedad. Desde 2003 la Fundación trabaja con algunos de los mejores grupos de investigación en biomedicina de España, en un ambicioso programa diseñado para ayudar a los investigadores a convertir sus ideas y descubrimientos en productos o servicios que generen riqueza.
    • Desarrollo Rural. Para generar desarrollo sostenido y sostenible en el mundo rural sobre la base del patrimonio natural, cultural y humano del territorio. La acción de la Fundación tiene lugar en el valle del Nansa, en Cantabria, donde hizo un análisis sistemático de los recursos y donde ahora ejecuta un plan de acción en colaboración con las instituciones públicas para promover el desarrollo económico y social y para crear un modelo de intervención que se pueda aplicar en otros lugares.

2. Un programa de Acción Social que atiende a personas y colectivos de Cantabria con necesidades urgentes, ofreciéndoles ayuda aquí y ahora.

3. Y un Observatorio de Tendencias con sede en Madrid; es un lugar de encuentro para profundizar en el conocimiento de la realidad social y descubrir claves que sirvan para generar riqueza y orientar su desarrollo. Aborda cualquier cuestión que resulte estratégica para ese objetivo, y centra su actividad en educación, ciencia y medioambiente, fundamentalmente en las cuestiones relacionadas con la gestión del agua y la energía. Desde el Observatorio, además, la Fundación lleva a cabo programas específicos de detección y desarrollo del talento en los sectores público, privado y social.

Carta del Presidente

 

Logo de Fundación Botín